Prensa El fin del liberalismo de la identidad

Es obvio que Estados Unidos se ha convertido en un país más heterogéneo. También es algo bonito de ver. Visitantes de otros países, sobre todo de aquellos que tienen problemas al incorporar diferentes etnias y creencias, están admirados de lo que hemos conseguido. No de forma impecable, por supuesto, pero sin duda mejor que cualquier país europeo o asiático. Es un éxito rotundo.

Prensa El fin del liberalismo de la identidad

12.12.2016. Es obvio que Estados Unidos se ha convertido en un país más heterogéneo. También es algo bonito de ver. Visitantes de otros países, sobre todo de aquellos que tienen problemas al incorporar diferentes etnias y creencias, están admirados de lo que hemos conseguido. No de forma impecable, por supuesto, pero sin duda mejor que cualquier país europeo o asiático. Es un éxito rotundo.